Nosotros

En el año 2001 pensamos en adquirir un perro y nos decidimos por el TERRANOVA.

Al convivir con este ser tan sencillo y al mismo tiempo tan grande y hermoso, redescubrimos el placer de observar el colorido, de escuchar sonidos, saborear olores y finalmente, de disfrutar la tranquilidad de un paseo cerca de la naturaleza.

Cada cachorro nacido, cada premio obtenido, cada tarde en compañía, nos hace comprender la importancia de respetar el mundo que nos rodea.

Somos una familia, vivimos en Puebla, México, y criamos Terranovas porque son nuestra pasión.

Pertenecemos al Newfoundland Club of America y a la Federación Canófila Mexicana. A.C .

Esta raza es muy hermosa y aunque su belleza se basa en el cuidado, la satisfacción es enorme cuando los presentas en los rines de exposición.

Desde luego que los mejores momentos son en la intimidad del trato diario disfrutando de lo que ellos mejor saben hacer "Quererte".

Soy Norma Navarro y me siento orgullosa con la crianza de esta raza.